Saltar al contenido

¿Cómo nacen los animales ovíparos?

como nacen los animales oviparos
¿Cómo nacen los animales ovíparos?

Los animales ovíparos: reptiles, aves, insectos y peces suelen nacer de manera similar.

Reproducción de los animales ovíparos

Los animales ovíparos son representados por variadas especies por lo que los rituales de cortejo y el proceso de reproducción son variados y diferentes.

Por lo general las aves suelen cortejase con vuelos y bailes donde demuestran el colorido de su plumaje y sus habilidades de vuelo. Suelen formar parejas de por vida o bien, la pareja se mantiene junta durante la época de cría para garantizar la supervivencia de las crías.

Los reptiles suelen combatir por un territorio. Los machos suelen proteger un territorio lleno de hembras. La fuerza de un macho determinará el territorio y cuantas hembras puede fecundar.

Los peces suelen cortejarse con bailes en el agua y defender territorios. Pueden ser ovíparos u ovovivíparos con fecundación interna o externa. Los huevos pueden permanecer en el interior de la madre o bien, flotar con la marea o mantenerse ocultos en lugares seguros.

Los insectos suelen reproducirse en colonias con una única hembra reproductiva o bien, si son solitarios, atrayendo a su pareja con feromonas, bailes, colores y defendiendo territorios donde se encuentran hembras fértiles.

Nacimiento de los animales ovíparos

Los animales ovíparos suelen nacer de manera similar. Son animales que al nacer pueden mantenerse por cuenta propia, es decir, no requieren de sus progenitores para sobrevivir. Tal es el caso de algunos insectos, reptiles y peces.

En el caso de las aves las crías requieren de sus padres para poder sobrevivir. El período que una cría pasa en el nido dependerá de la especie, algunas permanecen meses y otras solo algunas semanas mientras aprenden las habilidades básicas que aseguraran su futura supervivencia.

Todos los animales ovíparos suelen romper el cascaron de su huevo por la bolsa de aire. Los reptiles y las aves cuentan con un diente de huevo que les permite romper la cascara.

Los huevos de los peces son consumidos por las crías y los de los insectos se rompen por el tamaño del insecto que resguardan.