Saltar al contenido

Reproduccion de las serpientes

como se reproducen las serpientes
Reproduccion de las serpientes
3.2 (63.33%) 18 votes

Las serpientes u ofidios son un suborden de los reptiles caracterizados por la ausencia de patas y el cuerpo alargado. Algunas tienen mordeduras venenosas y otras matas por constricción. Existen cerca de 3460 especies de serpientes. Por esta razón, la reproducción de las serpientes puede ser diferente en función de la especie y su ubicación.

Cortejo de las serpientes

Los machos y las hembras suelen encontrarse en la época de apareamiento, los machos siguen a las hembras hasta que ellas los aceptan.

Las que viven en zonas frías solo se aparean a finales de la primavera y el verano y las que viven en zonas tropicales suelen aparearse a lo largo de todo el año. La disponibilidad de alimentos y la temperatura determinan si se reproducen o no.

El cortejo puede tardar horas, días y hasta minutos, todo dependerá de cuanto tarde la hembra en decidir si aparearse o no. El macho solo la seguirá hasta comprender que no existe oportunidad alguna.

como se reproducen las serpientes

Reproducción de las serpientes

Los machos son más agresivos en la época de reproducción. Ellos combaten entre sí para ser capaces de llamar la atención de las hembras. Ellas, son las que deciden reproducirse. Luego del apareamiento, el macho debe huir al terminar para evitar la agresión de la hembra.

Machos y hembras son similares, por lo que deben acercarse para diferenciarse.

Normalmente los machos huyen rápidamente para buscar otras hembras, los machos que se aparean por vez primera terminan agotados y no buscan otras hembras y corren el riesgo de ser agredidos por la hembra.

Una vez se aparean las hembras ponen los huevos. Esto puede llevarse a cabo poco después del apareamiento en algunas especies. En algunas especies los huevos se mantienen en sus cuerpos durante un largo tiempo, luego, darán a luz pequeñas serpientes vivas. El periodo de incubación puede durar entre 2 o 5 meses dependiendo de la especie.

En el caso de las que ponen los huevos ellas buscan un lugar seguro donde construir un nido. Algunas especies permanecen en las cercanías resguardando el nido y cuando nacen se alejan. Las crías tienen dientes afilados que utilizan para romper los huevos de dentro hacia afuera.

Algunas hembras pueden tener hasta tres nidadas por temporada. Pueden volver a aparearse con un macho luego de la puesta o almacenar los espermatozoides en sus cuerpos.