Saltar al contenido

¿Que comen los escorpiones?

que comen los escorpiones
¿Que comen los escorpiones?

Pertenecientes a los arácnidos, los escorpiones son animales con dos patas evolucionadas en pinzas y una cola armada con un aguijón lleno de veneno. Existen en el mundo 1400 especies de escorpiones que van desde los 9 milímetros hasta los 21 centímetros de largo. Son carnívoros estrictos con una dieta basada en roedores e insectos.

Alimentación de los escorpiones

Los escorpiones son animales nocturnos, salen de sus madrigueras durante la noche para buscar a sus presas. Consumen únicamente alimentos vivos, aunque, si se da la escases de alimentos, consumirán lo que encuentren en el camino.

Consumen:

  • Insectos.
  • Roedores.
  • Reptiles pequeños.
  • Otros invertebrados.

Algunos escorpiones construyen sus madrigueras en zonas con abundancia de alimento para cazar de forma cómoda y segura desde la misma. Esta técnica la emplean en el caso de presas grandes.

Los escorpiones se alimentan en abundancia cada dos semanas. Cuando se acaban sus reservas energéticas su metabolismo se ralentiza y su cuerpo se encoje de tal forma que llega casi a desaparecer. Esto le permite conservar las energías y escapar en caso de peligro ya que, si comen en exceso, no serían capaces de escapar de sus depredadores.

Los alacranes cuentan con pinzas sensibles que detectan el movimiento. Al sentir cerca una presa la capturará y estrujará con fuerza con sus pinzas mientras el aguijón de la cola inyecta el veneno.

La presa quedará paralizada y morirá. Los escorpiones no consumen alimentos sólidos por lo que esperan a que su veneno digiera la comida en el exterior transformándola en una pasta. Esta misma pasta permite que el escorpión sea capaz de sobrevivir sin agua durante meses.

Los alacranes son feroces protectores de su territorio, al encontrar otro escorpión invadiéndolo pelearán hasta la muerte y el ganador se comerá al perdedor.

Características de los escorpiones

Algunas de las características de los escorpiones son:

Prefieren hábitats desiertos, boscosos, tropicales, rocosos o arenosos. Muy pocos escorpiones habitan en los árboles y sólo determinadas especies comparten espacios con el hombre.

Su cuerpo esta dividido en dos segmentos: tronco y abdomen. En el tronco se encuentra el cefalotórax, boca, cabeza, patas y pinzas. En el abdomen se encuentran los órganos genitales, órganos sensoriales y los pulmones.

Poseen 7 ojos, dos de gran tamaño y cinco más simples.

El sistema circulatorio es abierto, es decir, la sangre se distribuye libremente por el cuerpo del escorpión.